Trabajo desde casa

Cada vez toma más auge el trabajo desde la casa, gracias a los medios virtuales, la facilidad para conectarte con el mundo, ofrecer y vender servicios vía internet. Pero aunque el trabajo desde la casa te parezca más sencillo y solo sea realizado por ti mismo, debes tomarlo en serio, formalizarlo y no saltarte etapas que te permitirán desarrollarlo.

Es muy importante mantener la rutina diaria del trabajo, los horarios establecidos, mantener la disciplina y constancia, reservar un espacio para que puedas con tranquilidad y sin interrupciones dedicarte a tu emprendimiento. No por el hecho de que no tienes jefe o que nadie te está vigilando, debes relajarte en tu trabajo. Eso sí, con responsabilidad podrás manejar tus tiempos a tu conveniencia, que es uno de los valores importantes de trabajar desde la casa.

Sin duda algo de conocimiento de computadores y de los medios virtuales, te serán de gran ayuda en tu trabajo desde casa. Porque este medio será el que precisamente te servirá para desarrollar tu nuevo emprendimiento. Desarrollar tu propia tienda virtual, ofrecer y distribuir productos de terceros, servir de freelance o de asistente para apoyar las necesidades de trabajo de empresas, brindar contenido útil, desarrollar software, conseguir referidos, lograr patrocinadores, vender publicidad a los visitantes de tu web, moverte en el mercado financiero forex, y hasta convertirte en apostador de casinos virtuales o de portales de apuestas deportivas, son lagunas opciones para iniciar y ganar dinero extra.

Las facilidades del trabajo desde casa, se pueden complementar con la tecnología para convertirte en agente comercial, atender a clientes por teléfono o por email, buscar socios en facebook o cualquier otro sitio de contacto con gente, desarrollar un libro virtual o ebook, la venta de cursos de capacitación, apoyar a otros para posicionar sus propias web, convertirte en representante en tu país de empresas extranjeras, son algunos de los caminos para que desarrolles tu negocio en casa.

Pero recuerda, que la formalización del servicio, la responsabilidad, la dedicación, el manejo del tiempo, la imagen, y tu propia venta, no son negociables. Por el contrario, a veces sentirás que trabajas más de la cuenta, pero lo realizarás con ánimo y optimismo, porque se trata de tu propio negocio. El negocio en casa está en auge, y ya es hora de que empieces a profundizar en el tema, como alternativa para independizarte financieramente y profesionalmente.

Advertisement