La Reingeniería para El Éxito

Como todo en la vida, si quieres manifestar algo diferente a lo que ya estás manifestando, entonces deberás hacer algo diferente a lo que has venido haciendo.

Hemos venido construyendo una serie de hábitos, ponemos en movimiento un grupo de causas que a su vez traen efectos, por ello cada vez que vemos resultados desagradables en nuestras vidas, se debe a esas causas que pusimos en movimiento. Todo se vuelve una reacción en cadena.

Hemos construido nuestras vidas, ya sea para bien o para mal, sea concientemente o inconcientemente, lo que es seguro es que somos los arquitectos de nuestra existencia. Creamos a cada instante nuestro futuro, nuestro presente es el resultado de nuestras decisiones del pasado.

Los efectos los vemos manifestados en diferentes aspectos de nuestras vidas, en nuestra actitud ante la vida, nuestro trato con los demas, nuestras reacciones hacia el Éxito y el Dinero. Debido a esto, si no nos gusta lo que vemos, entonces debemos emprender una serie de cambios y aptitudes que nos permitirán eliminar esos patrones, esos efectos que se desencadenan como resultado de nuestros hábitos y acciones pasadas.

Eso es a lo que llamo una reingeniería de la conciencia, “La Reingeniería para el Éxito”, debemos entonces concientemente dirigir nuestros esfuerzos en producir los resultados que deseamos tener en nuestras vidas. ¿Cómo sería esto?, pues bien, sabemos cuales son las cosas que nos han traído a ciertas situaciones, no muy productivas por así decirlo, así mismo sabemos cuales son las cosas que nos llevarían al Éxito, el hecho que no se apliquen no significa que no se conozcan. En la mayoría de los casos las personas saben lo que deben hacer para conseguir una de sus metas, pero no se atreven a luchar por ellas, puede ser porque los hábitos que se oponen a esas metas son demasiado fuertes.

Para lograr esta reingeniería, debemos primero situarnos en la causa. Una vez elimines la causa, o la corrijas, entonces remediarás también el efecto. Encontrar la causa del problema será nuestro reto. Digamos una persona obesa que come demasiado, si se trata a esta persona con una dieta, posiblemente lo hará con mucho esfuerzo y disciplina, pero cuando esta persona creó el hábito que produjo estos efectos, no hizo ningún esfuerzo, fue un proceso natural. Es la manera más efectiva de conseguir algo, creando buenos hábitos podemos producir buenos efectos. Hacer que nuestro comportamiento y nuestros actos sigan un patrón que nos lleven por causas naturales hacia nuestras metas.

¿Cómo se consigue esto?

Bien, digamos que quiera que su negocio prospere, usted necesitará llevar a cabo un grupo de acciones, pero si ha creado hábitos negativos, patrones de pensamiento de fracaso y limitaciones, entonces lo más probable es que usted ni siquiera se atreva a pensar que va a tener éxito. Y si se atreve, de seguro que será de esos que trabajan el triple de lo que necesita, porque está luchando contra sus propias creencias. Pero afortunadamente esto tiene solución. Cuando usted creó esos patrones de pensamiento limitantes, usted no se lo propuso ni mucho menos tuvo que sentarse todos los días a meditar en ellos y repetirlos muchas veces para que se graben en su memoria. Lo que usted hizo fue un proceso gradual y natural. Así mismo se puede hacer cuando se desea construir un patrón positivo.

Lo que usted hizo fue aceptar esas ideas, esto es lo que se conoce como El Poder de Aceptar, cuando usted está de acuerdo con una idea, usted la está aceptando en sus sentimientos, si la acepta en sus sentimientos, eso llega a ser parte de su mundo de pensamientos y sentimientos, en últimas estos dos controlan su mundo de manifestación, dicho en otras palabras, en el pensamiento y el sentimiento reside el Poder para construir su destino.

Al cambiar estos patrones, que debería ser de forma natural, usted empezará a cambiar su entorno. En esto reside la importancia de la Reingeniería. Si remedia la causa, también remediará el efecto. Cuando examine sus metas, piense primero cuales son los mayores obstáculos para ellas, y después de un estudio concienzudo se dará cuenta, que los obstáculos únicamente están dentro de usted, que los demas factores externos son espejismos y reflejos de sus propias limitaciones. Si usted quiere emprender un proyecto y se encuentra con obstáculos externos, revise primero dentro de usted. Transforme su conciencia, sus pensamientos y sentimientos, sus hábitos y se dará cuenta como se disuelven lo que antes parecía un muro de acero, se dará cuenta de que todos esos obstáculos son una simple ilusión de su mente.

Vaya al núcleo de su conciencia, así como las enfermedades genéticas se pueden corregir modificando el ADN, así mismo usted puede corregir sus obstáculos y limitaciones modificando su “ADN” mental por así decirlo. Cuando usted modifique los patrones que ha construido a lo largo de su vida, corrigiendo cada una de las cadenas y conexiones que generan las situaciones discordantes y limitantes en su vida, entonces usted se liberará de esa gran enfermedad conocida como “Fracaso”. Si usted se haya constantemente en el Fracaso, es porque debe curarse de esa enfermedad de la conciencia.

Usted puede caer una y otra vez cuando intente conseguir un objetivo, pero el fracaso solo viene cuando usted lo acepta, muchos hombres exitosos tuvieron caídas en sus intentos por el Éxito, y cuando hablo de Éxito no hablo de dinero únicamente, pero a pesar de eso siguieron intentando, por ello consiguieron lo que persiguieron. Si hubiesen aceptado el fracaso por esas pequeñas caídas, de seguro fracasarían pero no fracasaron, porque no lo aceptaron. Como dice un refrán “Nadie fracasa mientras no se rinde”.

Así que, manos a la obra, vamos a trabajar cada día para poner a funcionar esas causas naturales, creemos buenos hábitos, reemplacemos los pensamientos negativos por pensamientos positivos. No es tan difícil, solo recuerda que cada uno de tus actos, ya sea en pensamiento o palabra hablada, o en acciones físicas, tienen consecuencias. Dependerá de usted enteramente, para ver que tipo de consecuencias generará a su favor. Cada vez que haga algo, simplemente recuerde poner a funcionar la causa más elevada en cada situación. Y así sabrá con toda seguridad qué tipo de resultados se desencadenará.


CEO en Monbu Ofreciendo Soluciones Web integrales para Empresas y Emprendedores en la Era de la Información. Apasionado por el Crecimiento Personal y la Libertad Financiera, Creador de SecretosdeProsperidad.net

Advertisement