Electroestimuladores abdominales, toda la verdad

Los electroestimuladores, esos que ves en los comerciales lucidos por fitness modelos y actores con abdominales marcados que todos queremos tener, te estarás preguntando si realmente funcionan…

Bueno, para contestar esta pregunta hay que comenzar con un poco de información que respalde la tecnología de los electroestimuladores y para qué fueron diseñados originalmente.

Los cinturones abdominales y en general toda la tecnología de electroestimulación siempre se ha utilizado (y al día de hoy se la sigue utilizando) como un recurso de rehailitación. Su objetivo es evitar la atrofia de los músculos en situaciones en las que el paciente o alguna extremidad de éste tiene que permanecer inmovilizada.

Se la utiliza mucho en situaciones como la quebradura de una pierna, allí el doctor coloca electrodos sobre los músculos y se vale de la electricidad para hacer que éstos músculos se contraigan y así evitar la atrofia muscular. Lo que hacen estos electrodos es brindar un mínimo nivel de estimulación y por lo tanto mantiene el músculo activo.

Ahora bien, si te compraras uno de esos cinturones abdominales que ves en la televisión, y esperas conseguir los abdominales de los modelos de televisión, tengo malas noticias para ti, no los conseguirás nunca. Estos modelos se han pasado la vida entrenando duramente y cuidándose con la alimentación para tener los cuerpos que tienen, pero en ningún caso han utilizado estos aparatos abdominales. La verdad es que para conseguir el nivel de estimulación necesario para marcar los abdominales como los tienen ellos y ellas deberías pasar por una sesión de tortura, literalmente.

Otro error común que se tiene con relación a los electroestimuladores es que queman grasa, y esto no es así ni lo será nunca dada su naturaleza. Lo que hacen los electroestimuladores la misma palabra lo dice, estimula los músculos por medio de un dispositivo electrónico. Pero bajo ningún punto de vista esta estimulación quema tantas caloriás como para sacar a la luz los músculos abdominales.

Si lees o ves el comercial completo notarás que junto al aparato que se vende se incluye generalmente un plan de ejercicios junto a un plan de nutrición para ser utilizado. Esto, es decir todo el conjunto de los electroestimuladores, más el plan de ejercicios y más el plan de nutrición es lo que probablemente te de los resultados que estás buscando para tus abdominales. Déjame repetirlo, es el conjunto de cosas que incluyen comida y otra forma de ejercicio además del uso del aparato.

Así que esa es la verdad. Si buscas estos aparatos para parecerte a los que lo promocionan pues te equivocarás monumentalmente. En cambio, si lo que quieres es reducir el tamaño de la panza y complementar ese cinturón con otra forma de ejercicio de manera tal que el cinturón no sea tu única fuente de ejercicios, en ese caso si puede que sea recomendable.

Ya lo sabes pero lo repetiré, no hay secretos, no hay fórmulas mágicas y no hay atajos, hay que comer sano y entrenar. Y si usas un electroestimulador conseguirás cierto tono muscular, pero si lo usas valiéndote de todo un programa completo, tus posibilidades son más reales para acercarte al abdomen que siempre buscaste.


CEO en Monbu Ofreciendo Soluciones Web integrales para Empresas y Emprendedores en la Era de la Información. Apasionado por el Crecimiento Personal y la Libertad Financiera, Creador de SecretosdeProsperidad.net

Advertisement