Matrix en nuestra vida

Aquellas personas que vieron la película Matrix reconocerán con facilidad el mensaje o las dudas de si lo que estamos viviendo es real o imaginario, voluntario o controlado por un ser superior, que para el caso de la película se trata de un ordenador o computador que nos delinea hasta el más mínimo detalle.

Para los que no se vieron la película, basta explicar que el poder de la mente es tan grande, que puede viajar en el tiempo y en el espacio, para la búsqueda entre otras cosas, de la prosperidad. Una prosperidad que se nutre del trabajo en equipo, y si por equipo nos referimos al apoyo universal, pues será mucho mejor.

Esta ley de la prosperidad parece al comienzo poco creíble, porque estamos acostumbrados a reconocer en el plano superficial, el egoísmo, el trabajo individual, y el sálvese quien pueda. ¿Por qué otra persona estaría interesada en ayudarnos, para crecer juntos y progresar mutuamente?, y bajo la misma línea de acción, ¿estarías tu mismo dispuesto a compartir lo que tienes con los demás solo por el placer de hacerlo o motivado por alcanzar un premio mayor?

Afortunadamente, en la dimensión espiritual no tienen cabida la vanidad, ni la competencia, ni la comparación simplemente para vanagloriarse o frustrarse, ni la limitación de recursos y de oportunidades. Todos podemos ganar, porque la palabra límite está borrada del diccionario, la abundancia se resalta con tinta roja, y la mente se pone a funcionar a plenitud.

Los pensamientos son energía y por las leyes de la física, ni se crea ni se destruye, ya que solo se transforma, permitiendo conectarse con otras mentes y energías en el lugar en que se encuentren. ¿Te imaginas, el poder que se te confiere, para solicitar ayuda y recibirla a la velocidad de la luz, así sea desde el confín del mundo? Es una realidad, que Matrix la vislumbraba en sus escenas, la meditación lo facilita y permite todo el tiempo con probados resultados, y la mente le sirve de camino para la conexión múltiple e ilimitada.

Si deseas prosperidad no tengas miedo de pensarlo, comunicarlo mentalmente, solicitar la ayuda de todo el universo en pleno, abrirte a la posibilidad de que te lleguen los mensajes, la intuición, o simplemente las corazonadas. Porque detrás de cada uno de ellos, alguien te está apoyando en tu cometido, en un lenguaje que tú mismo deberás descubrir, no será en inglés ni español, sino en forma de señales y símbolos, solo perceptibles a los corazones puros, mentes abiertas, generosas y dispuestas a experimentar y compartir. Matrix está presente y si lo deseas puedes beneficiarte de su inmenso poder.


CEO en Monbu Ofreciendo Soluciones Web integrales para Empresas y Emprendedores en la Era de la Información. Apasionado por el Crecimiento Personal y la Libertad Financiera, Creador de SecretosdeProsperidad.net

Advertisement